Organiza tu zona de trabajo: residuo cero

El movimiento residuo cero o zero waste se basa en evitar al máximo la generación de residuos en nuestras actividades diarias. En este post nos centraremos en lograr la reducción de los residuos en unos de los sitios que más horas pasamos al final del día, la oficina o zona de trabajo. 

Con pequeños gestos rutinarios se pueden conseguir grandes resultados tanto si trabajas desde casa como si acudes a la oficina. Empieza hoy y no le dejes pasar más.

Productos zero waste en tu escritorio

Como primer paso para reducir al máximo los residuos en nuestra zona de trabajo, empezaremos con algo que es aplicable desde la simplicidad cómo reemplazar la botella de plástico por una botella de acero inoxidable. Apostar por esta opción además de ser mucho más sostenible con el medio ambiente también es más duradera. El líquido que transportamos se mantiene hermético y a su vez ahorramos dinero ya que es una opción más económica. 

Otra bebida que abunda en cualquier oficina es el café y actualmente está muy de moda pedir un café para llevar de camino a la oficina. El café que pedimos para llevar viene servido en vasos desechables de usar y tirar y muchas cafeterías se están poniendo al día para evitar este desperdicio, comprometiéndose así con el residuo cero

Una genial idea es llevar tu propia taza, vaso o termo reutilizable para el café y pedir a la cafetería que te sirvan el café en tu propio recipiente. 

Comer en la oficina es otra práctica muy extendida convirtiéndose ya un estilo de vida. Podemos disminuir los residuos si llevamos un tupper elaborado a partir de productos reutilizables y biodegradables como el bambú. El vidrio o el metal son también dos materiales muy válidos por sus características de reutilización. ¡Súmate al movimiento zero waste!

No siempre tenemos tiempo de preparar un rico tupper y muchas veces tiramos de bocadillo pero también existen productos zero waste para estas ocasiones. Las alternativas al film de plástico pueden ser una sencilla bolsa de tela o el papel de nido de abeja. El papel de nido de abeja es perfecto para envolver un bocadillo una pieza de fruta o cualquier snack, además es reutilizable y sostenible. 

El material de oficina es necesario para un correcto desarrollo de las tareas pero siempre se pueden elegir productos zero waste. Muchas papelerías trabajan con estos materiales fabricando bolígrafos de madera, portaminas de acero inoxidable así como gomas de borrar hechas a partir de caucho.

Llevar a cabo estos cambios reducirá considerablemente el uso del plástico y además añadirás un extra en decoración en tu mesa de trabajo.  

Toda oficina debería tener una zona de reciclaje y si en tu caso no existe podrías proponer poner en marcha el proyecto para hacer de tu espacio de trabajo un lugar residuo cero. Seguro que tus superiores ven genial esta iniciativa.

Si trabajas desde casa seguro que ya tienes un cubo de basura para cada tipo de desecho, si darte cuenta ya estás contribuyendo al residuo cero en casa. 

Únete al movimiento Zero Waste

El movimiento zero waste se basa en el consumo responsable y la reutilización de los productos para cuidar el medio ambiente optando así por productos zero waste. Este movimiento se fundamenta sobre la regla de las 5 erres:  

  • Rechazar lo que no necesitamos
  • Reducir lo que necesitamos
  • Reutilizar los envases y materiales
  • Reciclar todo aquello que no se puede rechazar ni reducir
  • ‘Rot’, descomponer la materia orgánica para obtener abono natural

Muchos casos se podrían evitar si todos nos concienciamos de la importancia de cuidar nuestra planeta uniéndonos al movimiento zero waste. De momento ya sabes como organizar tu zona de trabajo con residuo cero en casa o en la oficina. 

¡Ya no tienes excusa así que ponte manos a la obra hoy mismo!

Deja un comentario